Categoría: Real Estate , 23 Febrero, 2018

La situación del mercado inmobiliario rural: entrevista con Adrián Barbero

La situación del mercado inmobiliario rural: entrevista con Adrián Barbero

Adrián Barbero, experto en Inversiones y Desarrollo de tierras agrícolas y ganaderas, analiza el crecimiento que está cosechando el mercado de propiedades rurales productivas en Bolivia este 2018. ¿Cuáles son los factores de esta expansión?


Desde su vasta experiencia y contacto diario con el mercado inmobiliario de tierras rurales legales en el Oriente Boliviano, Adrián Barbero, Propietario de Barbero Agronegocios, analiza los parámetros presentes y futuros de este sector. “Sabemos que el mercado viene creciendo con una amplia expansión y gran plusvalía y varios han sido los factores de estos resultados auspiciosos”, explica. “En primer lugar, el trabajo que ha realizado el INRA (Instituto Nacional de Reforma Agraria) aportó por parte del Gobierno Nacional un avance fundamental en el saneamiento de tierras, otorgando así un ambiente de seguridad jurídica en la mayoría del territorio nacional”.


Según el especialista, el aporte de las entidades departamentales como ANAPO y CAO ha contribuido a ampliar mercados de exportación. Por otra parte, Barbero destaca en este crecimiento “la llegada de agricultores de diferentes lugares de nuestro país; la decisión de los productores cruceños de redoblar las apuestas a ampliar  sus producciones agrícola-ganaderas; y el ingreso de incontables inversores extranjeros (argentinos, brasileños, colombianos, entre otros), en su gran mayoría agricultores muy experimentados que traen sus conocimientos a nuestro país”.



Otro factor a destacar es la amplia expansión de comunidades menonitas, sobre todo en zonas con nada de desarrollo, que gracias a su esfuerzo e inversión se vuelven productivas.
“Por parte de nuestro Gobierno departamental, es destacable la gran mejora en caminos, puentes y luz eléctrica. Los precios y climas auspiciosos y la promesa de ampliación de los mercados de carnes y soya son todos aspectos que, en conjunto, hacen que estemos montados en un tren que no tiene marcha atrás”, indica Barbero.  

 “Claramente es el momento  de invertir tierras productivas certificadas por el INRA y prepararse para los grandes y buenos tiempos que nos esperan”, concluye.

¡Comparte con tus amigos!
¿Qué te pareció esta noticia?